Pintar misterio: entrevista desde Argentina con Rocío Toledo

Aunque diga que se sonroja, Rocío Toledo es pintora y poeta, y no solamente es poeta porque algunas veces sus líneas se le vuelven versos sobre algún papel, o porque teclea alguna estrofa gritada desde adentro. Rocío es poeta porque su pintura es poesía. Los trazos de su obra desbordan una palabra, una metáfora, una lengua viva llena de cosas. Es imposible no mirar sus obras y reconocerla. Ésta joven artista, si se me permite, pinta la tierra, pinta al hombre que es triste, pero que quiere dejar de serlo, pinta el mundo americano que es humilde, pero que es gigante. De aquí en más, si usted ve una de sus pinturas, le va a resultar imposible no reconocerla. Hay algo que los artistas no siempre logran, algo que va más allá de la técnica, o el buen gusto, y es el misterio. Toledo pinta el misterio.

En una conversación con La Mirada, habla de poetas y los cita con enorme justeza, de su obras, de lo íntimo y universal de su trabajo. Para definir su biografía, incluso, no podemos dejar de citarla a ella misma:

“…En cuanto a la biografía no sabría donde detenerme para comenzar a contar, todos los días uno vuelve a nacer. De todos modos, fue un 22 de febrero de 1991 que aparecí por Río Cuarto, provincia de Córdoba, Argentina, de rebote en la familia Toledo, y desde allí no paro de buscar y encontrar excusas para vivir.  Mi viejo, cantor de esta llanura a la que pertenecemos, trabajador… mil oficios; mi vieja, maestra; mis hermanos Celeste y Nahuel, Patricia y Santiago, aguantándose mi pasada por sus mundos…” . Entrevistamos entonces a la pintora Argentina Rocío Toledo.

2014-10-05 14.58.15

1)    ¿Por qué pintora? 

Por casualidad, supongo.. o por causalidad quizás.. la necesidad de materializar un mundo interior me acompañó siempre y mientras me pasan por encima los años intento encontrarme y reconocerme en distintos lenguajes, adquirir herramientas y espacios que me permitan expresarlo. En casa mamá siempre pintó, seguramente el convivir con sus colores  hizo que pudiese elegir el arte quizás sin pensarlo, impulsiva y amorosamente…

Sin embargo, me considero en proceso continuo de aprendizaje, no podría definir lo que hago… o lo que me hace… tengo problemas con trazar limites o definir contornos… por eso esas líneas que me guardo y acumulo  las vuelco en el papel… jaja.

2014-11-26 17.26.47

2)   ¿Cuál es la motivación fundamental de tu estilo? 

No creo tener un estilo particular o trascendente, quizás sí reconozco que las técnicas o recursos plásticos que utilizo son reiterativas y seguramente eso influye en las composiciones… quizás también la prevalencia del dibujo sobre el color sea algo característico. La línea es fundamental en mis trabajos y tiene que ver, creo, con la necesidad de ligar, de configurar, de establecer unidad en un espacio, que usualmente, percibo caótico, donde el exceso de elementos o la acumulación de los mismos van derrotando los vacíos, los silencios.

Respecto a la motivación, no sé, no creo en la inspiración divina ni en la idealización de los artistas. Creo que esto es un oficio, como dice Lima Quintana:

“(…) el oficio común de andar viviendo
como un atrapador de la belleza,
esa que inadvertidamente pasa
entre golpes de vida, entre las sombras (…)”

La motivación, es la vida, o la muerte, depende desde qué punto del puente mires. Uno dibuja y se va quitando la muerte de encima.

 

3)   ¿Por qué tus pinturas son altamente reconocibles? 

Usted pregunta en “modo halago”, jaja. Muchas gracias, creo que el reconocimiento  es importante para cualquier trabajador ese reconocimiento, no las medallitas ni los papelitos que dicen que uno es “algo”. De igual modo, me queda grande el halago y a veces es mejor que quede grande, ya que es mucha responsabilidad asumir que las propias imágenes nos pertenecen, enfrentar ese abismo que nos separa del otro, unirlo a través de un mensaje, de un medio, que quizás no es el mejor ni el peor, pero es el que hay, es el que uno tiene… para amar, para odiar, para criticar, para luchar, para vivir.

 

4)   ¿Encontrás alguna influencia de los poetas que leés o escuchás en tus poemas? 

Jaja, me sonrojo cuando me preguntan si escribo. En realidad no soy una trabajadora de la palabra, apenas una amante, y desprolija encima. Me encanta la poesía, y me doy el gusto de jugar a escribir cuando no me alcanza el dibujar o el pintar, cuando comienzo a reiterarme y repetirme. Referentes… muchos…  Los poetas me ayudan a explorar  otras dimensiones, despiertan en la reflexión nuevos disparadores para re-crear  y re-significar el trabajo, el día, la vida.

manos

5)   ¿Tu arte es multidisciplinario? 

Lo es, en la medida de mis necesidades, es decir, uno siempre busca nuevos medios de expresión, nuevas herramientas, nuevos espacios y lo hace para llegar a los demás, uno necesita del otro, existe una excesiva necesidad de comunicación, el trabajar con otros, desde los otros y para los otros es lo importante. El medio es la excusa.

 

6)   ¿Cambia en algo tu percepción del arte en la ciudad o en el norte? 

No sé si la percepción del arte, creo que el lugar donde uno está inserto posibilita una percepción particular de la vida. Miro desde donde estoy y como puedo, la pertenencia supera límites geográficos, a veces uno puede ser extraño en su propia casa o tener su casa en todas partes. Las imágenes seguro cambian, cada paisaje, cada cultura, cada pueblo nos quita o nos da algo.

 

7)   ¿Si no fueras pintora, elegirías el arte en otra forma?

Sí. No podría pensarme lejos. Un poeta amigo, Ernesto San Millán escribió algo de lo que es imposible desentenderse:” – Si eres un gran pianista y te cortan las manos, ¿qué haces?- Me convierto en un bailarín. – ¿Y si te cortan las piernas?- Me dedico a cantar ópera. – ¿Y si te arrancan la lengua?- Tomo entre los dientes un pincel y dibujo. – ¿Y si te matan?- Con mi piel hacen un tambor; con mis huesos, flautas, y con mis tripas cuerdas de violín”.

 

8)   ¿Tenés algunos “maestros” dentro y fuera de la pintura?

Creo que uno aprende de todos un poco. Tengo muchos referentes y no sólo relacionados al arte. Podría decir que hay uno solo que reúne mucho de lo que quisiera poder aprender, y es mi viejo, que levanta su casa ladrillo a ladrillo, que con dos maderas hace un banquito, siempre está para los demás, con los demás. Toledo mira y ve muy lejos pero resuelve todo bien cerca, se canta unas milongas, recita  poemas con los ojos, si tuviese algo para cuestionarle, no perdería el tiempo; lo ganaría en su abrazo.

 

9)   ¿Por qué necesitás y por qué necesitamos el arte plástico?

Necesito del arte, como dice Vicente Zito Lema: “para escapar de la muerte”. Si es visual, plástico, musical, teatral, etc. es anexo, necesitamos del arte para re crear y re significar la vida, para reconstruir la vida común. El arte te da alas, esas alas que cuenta Mariano Pini “… alas para escapar de las hondas madrigueras,  para partir del lugar que no queremos, de lo que no somos, de la angustia que nos mira con todos sus caballos y con los árboles caídos…”

2014-08-30 16.55.32

10) ¿Quién es Rocío Toledo?

Una piba que se desborda constantemente y que necesita contención, y traza líneas de tinta para no cruzar, otras veces para saltar, para quebrar o para unir sus pedacitos cuando se siente rota. Para hablar con los demás cuando se siente lejos, una piba que trabaja creando y creyendo. Y que ama, desbordadamente, pero ama.

 

 

 

One comment on “Pintar misterio: entrevista desde Argentina con Rocío Toledo
  1. griselda escudero dice:

    sus palabras lo resumen todo,orgullo y patrimonio riocuartense…sus obras decoran el alma…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>